CRONICA CADETE MASCULINO


C.B.NAVÀS-C.B.CUBELLES (44-52)

Caballero.J(2), Vallejo. E(2), Clarà.B(2), Coca.A(10), Picazo.R(7), Vigileta.A(8), Rodríguez.A(11), Benages.C(8), Frutos.J(-), Lopez.I(2).

Parciales: 8-10, 14-21(22-31), 5-13(27-44), 17-8(44-52)

Árbitro: Sr.XXXX

LA RELAJACIÓN ES UN PUNTO DÉBIL

Al inicio del partido, ambos equipos buscaban su manera de juego, los visitantes buscaban crear transiciones rápidas, mientras que el equipo local buscaba frenar el partido y jugar en estático para así encontrar opciones, pues el primer cuarto fue un intercambio de canastas que acabó siendo favorable para nuestros azules.

En el segundo cuarto, desde el visitante se exigía concentración e intensidad, lo cual tuvo su resultado en pista ya que gracias a varias transiciones rápidas de los nuestros provocaban un parcial de 8-2 que hacía que nos despegáramos del marcador y pudiéramos respirar y jugar tranquilos.

Llega el descanso y los entrenadores del Cubelles piden a su equipo que no bajen los brazos, que en cualquier momento el equipo local podía dar la sorpresa, y así sucedió. Aunque no sucedió hasta el último cuarto.

A la vuelta del descanso, los de Cubelles volvieron a sacar fuerzas y a crear un juego bonito creando un parcial de 0-11 a favor, la cual cosa haría que la victoria fuese mucho más visible de lo que pensaba. Y este fue el problema, la confianza de más que da encontrarse en estas situaciones.

En el tercer cuarto, la confianza de los azules y una presión bastante bien ejecutada por parte del equipo loca, hizo que nos recortaran hasta 9 puntos en el marcador. El equipo local se venía cada vez más arriba, y el equipo visitante bajaba los brazos. Pero el equipo visitante supo defender y provocar que no se metieran canastas fáciles. En el último minuto y con la euforia y las ganas de ganar el equipo local provocó tres faltas seguidas que Andreu supo transformar para así maquillar un poco el resultado a nuestro favor.

Queda aún por trabajar, y queda también mejorar el hecho de bajar la cabeza cuando a uno le imponen presión y el equipo rival se viene arriba.


MVP Biel, que pese a sus dos puntos, demostró que no todo en el baloncesto es anotar y luchó y defendió cada pelota como un gladiador.

 

CADET MASCULI foto equipo temp16 17